La nieve condiciona la circulación en las carreteras leonesas

El hielo y la nieve caídos en las últimas horas han provocado el corte al tráfico de varios tramos de carreteras en León, además de hacer necesario el uso de cadenas en muchas otras.

Durante toda la tarde de ayer sábado, en León permanecían intransitables la LE-126 en Encinedo; la LE-233 en Boca de Húergano; LE-321 en Valdelugueros; LE-233 en el alto de Monteviejo, la LE-331 y LE-333 en Puebla de Lillo; la LE-491 en Cabrillanes.

Además, se precisa de cadenas para circular en la LE-331 en Puebla de Lillo; N-621 en Oseja de Sajambre (León) y N-625 en Riaño (León).

Para la jornada del domingo se prevé, además, que continúe la tónica generalizada de nevadas en la montaña leonesa, ya que en todo el norte peninsular pueden registrarse precipitaciones en forma de nieve por encima de los 300 metros. La provincia se encuentra también en alerta por frío pudiéndose registrar temperaturas de hasta menos seis grados centigrados.