Vídeo: «La Cascada de Hielo del Puente de Piedra»

Marius van Heiningen nos agrada la vista con este espectáculo visual que se forma con la bajada de las temperaturas.

Un poco al norte de Valdoré está el Puente de Piedra sobre el Río Esla. Cada invierno, justo pasando por el puente, llama mucho la atención una gran cascada de hielo. Ahora la carretera nacional pasa por un puente nuevo y tanto el Puente de Piedra como la cascada casi han quedado en el olvido (excepto para la población local).

La cascada se forma en una curva del río, la zona llamada Valverán, en un lugar húmedo y muy sombrío.

Nos dice Marius que el nombre de este espectáculo no lo tiene muy claro, porque le han contado hasta tres. El primero fue la Cascada del Diablo, supone por la cercanía del Pajar del Diablo. Los otros dos son la Cascada de Valverán, por la zona donde está, y la Cascada del Puente de Piedra. Quien lo sepa, por favor déjarlo en los comentarios.

Río arriba hay otra cascada de hielo, aunque más pequeña, y una zona de chupiteles dispersos. A partir de esta última es el sol el que gana a las sombras.

Para ver esta cascada, lo más fácil es dejar el coche en la curva de la carretera abandonada, a la izquierda y justo enfrente del Puente de Piedra.
El mismo sitio también es muy apto para observar los buitres que suelen rondar las paredes verticales de la roca cuarcita al otro lado del río, especialmente cuando ha nevado. Además, se ve claramente un tramo de la Calzada del Esla (Vía Saliámica), de origen romana y por donde transcurre la Ruta Vadiniense.

Para llegar hay que coger la N-621 de Cistierna hacia Riaño. Después de Valdoré la carretera cruza el Río Esla.
A unos 200 metros del puente hay un tramo de la carretera antigua, muy apto para dejar el coche.